Conjuntivitis infantil ¿Qué es?

Hoy vamos a dedicar este post a la conjuntivitis infantil. Un tema que aunque por su título suene más a un tema médico, también tiene cabida en este blog, dentro de la sección de cuidados del bebé o del niño. Sobra decir que una de nuestras funciones parentales es la de tener cuidado de la salud de nuestros hijos. Y la conjuntivitis vírica, por ejemplo, es una de esas enfermedades oculares que con tanta frecuencia suelen atacar a los niños de todas las edades. Es por ello que considero importante que conozcamos bien la conjuntivitis infantil para que podamos acudir al médico especialista tan pronto como notemos sus primeros síntomas.

conjuntivitis infantil
(c) Can Stock Photo / soupstock

Qué es la conjuntivitis infantil

La conjuntivitis infantil es la inflamación de la membrana ocular que cubre la parte blanca del ojo y el interior de los párpados. El síntoma más visible y llamativo es el enrojecimiento del ojo y el intenso picor que le acompaña. Otros síntomas que debemos tener en cuenta son:

  • Sensación de tener algo en el ojo, como arenilla.
  • Lagrimeo.
  • Secreciones de diferentes coloraciones, que van desde transparentes a amarillentas.
  • Hinchazón de los párpados.
  • Sensibilidad a la luz.
  • Mala visión o visión borrosa.
  • Malestar general.

Qué la causa

La verdad es que la conjuntivitis infantil puede ser causada por virus, bacterias y alergias. Por ello es tan importante acudir al oftalmólogo. Éste es el médico especialista que podrá determinar cuál es el origen de la conjuntivitis y ofrecernos el tratamiento más adecuado en cada caso.

La conjuntivitis vírica suele ser la conjuntivitis más frecuente en los niños y a los síntomas que hemos citado anteriormente debemos sumarle:

  • Fiebre.
  • Malestar general.
  • Faringitis.
  • Ganglios inflamados.

Cómo prevenir la conjuntivitis infantil

Tal y como digo con cualquier otra cuestión, no hay mejor tratamiento que el que no debe hacerse. Y para ello la prevención es imprescindible.

Sabemos bien que las conjuntivitis víricas y bacterianes son muy y muy contagiosas. De manera que, si hay algún miembro de la familia que está afectado debemos tratar de que no pase a ningún otro. De modo que, para prevenir la conjuntivitis infantil se aconseja llevar a cabo una serie de medidas higiénicas muy básicas pero muy efectivas.

Veamos algunas de ellas tan fáciles de realizar como :

  • Lavarse bien las manos, con agua y jabón.
  • No compartir las toallas.
  • Usar pañuelos desechables.

Unos adecuados hábitos de higiene son imprescindibles para evitar el contagio de la conjuntivitis y de cualquier otra enfermedad contagiosa.

Conclusiones finales

Ahora que ya conocemos un poco mejor qué es la conjuntivitis infantil, qué la causa y cómo prevenirla solo queda intentar que ninguno de nuestros pequeños se infecte. Pero en caso de que esto llegue a producirse no dejes pasar el tiempo y acude a tu oftalmólogo de referencia para que os aconseje el tratamiento más adecuado.

Además debes saber que el invierno favorece la aparición de la conjuntivitis, debido a diversos factores entre los que se encuentran: las condiciones climáticas propias de esta época del año y la falta de una adecuada ventilación de las estancias. Así que aunque haga frío y llueva ventila bien las habitaciones para evitar que los virus y bacterias se reproduzcan en casa.


Recuerda compartir este post en tus redes sociales para que pueda llegar a otros papás y mamás como tú.